Escándalo tumba a Ministro de Minas

Sindicato Antioqueño quiere cuota paisa para el Ministerio

Un contrato con el Estado que le generó a su esposa más de 6.200 millones de pesos ( $ 6.200.000.000) tumbó al Ministro de Minas Tomás González, justo en el momento en que la Procuraduría General de la Nación anunciaba el inicio de una investigación contra el funcionario.

Aunque desde la Casa de Nariño se dijo que la renuncia del Ministro de Minas obedecía a los problemas de generación de energía que vive el país, su salida se debió a este nuevo escándalo relacionado con la firma Connecta, la cual él creó en el 2009 y vendió a su esposa en el año 2011, cuando ya era viceministro de Minas.

Según la Procuraduría, se revisarán los siete contratos de la empresa Connecta y las dos adiciones que se le hicieron por parte del Ministerio de Educación y el Fondo para la Paz.

La primera denuncia de esta escándalo, como de varios otros del gobierno de Juan Manuel Santos, nació de un comentario el día 5 de enero de este año, en redes sociales de Claudia M. Bustamante, masificado posteriormente por los colombianos y que fueron retomados por El Espectador.

La posterior denuncia de estos contratos la presentó terminando febrero el periodista Norbey Quevedo, de El Espectador: “Desde finales de 2015 es tema de conversación y debate en los círculos de poder. Tres contratos y dos adiciones por valor de $6.000 millones, suscritos entre 2013 y 2015 por el Fondo de Programas Especiales para la Paz y la empresa Connecta SAS, tienen dando explicaciones públicas al ministro de Minas, Tomás González Estrada. La razón: la sociedad referida fue creada por él y tres familiares directos, y aunque ha insistido en que vendió sus acciones antes de entrar al gobierno Santos, sigue siendo una compañía que hoy preside su esposa.

“El objeto de los tres contratos es idéntico: medir la percepción de la población frente al proceso de paz y la gestión del Gobierno, entre otros aspectos, a través de la elaboración, ejecución y análisis de encuestas. Una misión cumplida por la firma Connecta SAS dentro de los términos de ejecución previstos, pero que sigue dando de qué hablar por las omisiones del ministro Tomás González para admitir, desde que se conocieron los contratos, que la empresa era de su entorno familiar, así no tenga que ver con sus funciones ministeriales”.

Según dirigentes, ya era difícil para el ahora exministro mantener el tema alejado en los consejos de ministros en la Presidencia por lo que el anuncio de la investigación de la Procuraduría lo llevó a renunciar.

Al momento de conocerse esa dimisión, se ratificó el rumor conocido este fin de semana según el cual el Sindicato Antioqueño, el grupo de empresarios, está pidiendo ese cargo para un paisa, Federico Restrepo, el quemado candidato a la Gobernación de Antioquia.

Ese nombramiento, de darse, generaría un cortocircuito entre la Presidencia y la Gobernación, pues Restrepo es esencialmente fajardista y no se sabe cómo sería su interlocución con el actual mandatario de los antioqueños.

No Comment

Leave a reply

Su dirección de correo no se hará público. Los campos requeridos están marcados *